El Loa, vista interior.